Realizó Julio Arreola gestión sin precedentes para las Islas del Lago de Pátzcuaro ante el Senado

• Participó en el Foro Consultivo: “Rumbo a una nueva legislación para las islas de México”

Ciudad de México, a 13 de Octubre de 2021.- El Presidente Municipal de Pátzcuaro, Julio Arreola Vázquez, propuso que en la Nueva Iniciativa de Legislación para las Islas de México se contemple la creación de un programa nacional para incentivar el turismo y que fortalezca las economías, pero que también le apueste a la infraestructura sustentable, al tratamiento de aguas residuales, al mejoramientos del paisaje natural y urbano, a la descontaminación, al desazolve y al combate a todos los agentes que deterioran el vaso lacustre.

Este día participó en el Foro Consultivo: “Rumbo a una nueva legislación para las islas de México”, convocado por el Senado de la República, donde introdujo que “nuestras islas están conformadas por gente de pueblos originarios que ha vivido ahí por cientos de años, quienes han sido olvidada y relegada en sus condiciones de vida; padecemos las mismas deficiencias que el resto de las islas de México, como en el manejo de la basura, del agua potable y los costos del traslado de los materiales de construcción”.

Detalló que el municipio que él administra, junto con el de Erongarícuaro y Tzintzuntzan, cuentan con 6 islas pequeñas dentro del Lago de Pátzcuaro (Janitzio, Pacanda, Tecuena, Urandén de Morelos, Yunuén y Jarácuaro), con una población total de 6 mil habitantes, siendo la de Janitzio la más grande con 20 hectáreas de superficie, mientras que a una de ellas ya se puede llegar por tierra y “eso nos alarma”.

Arreola Vázquez puntualizó a los senadores que “traemos la propuesta basada en las condiciones que tenemos como habitantes de las islas de este lado, nos inclinamos por una legislación que salvaguarde el equilibrio ambiental y garantice sus desarrollo sostenible”.

Expuso que “es imperativo que también se considere el aspecto social, el fortalecimiento de infraestructura hospitalaria y equipos de navegación de ambulancias acuáticas para un traslado rápido de los enfermos, además de rescatar la riqueza cultural y natural, porque les pertenece no solo a los pueblo originarios, sino que son patrimonio de Michoacán y México”.

Defendió que las tradiciones de la zona lacustre rebasan las fronteras nacionales y ejemplificó con la celebración del Día de Muertos o Noche de Ánimas, que es una maravillosa forma de acercarse al sincretismo mexicano, además de que Janitzio cuenta con una estatua monumental “de nuestro generalísimo José María Morelos, con casi 48 metros de altura, incluso, mayor que la Estatua de la Libertad, con murales al interior y se puede entrar hasta el puño por una escalera”, asimismo, recordó que el Lago cuenta con valiosas especies endémicas en peligro de extinción, como es el Pez Blanco.

El alcalde insistió en la necesidad de considerar las diferencias étnico culturales dentro propuestas de ley que se hagan en el Poder Legislativo, ya que “debemos ser congruentes con una realidad heterogénea, me parece oportuno y estratégico que en este foro se discutan estrategias y se logren acuerdos para reglamentar las actividades económicas, pero estos marcos legislativos deben ser congruentes con las distintas realidades de nuestras islas”.

Puntualizó que la alta densidad de población ha impactado en el ecosistema de la zona, así como la tala inmoderada de los coníferas para la plantación de huertas de aguacate, pero “una de las cosas que nos preocupan es el asolvamiento continuo de nuestro vaso lacustre, precisamente por deforestación y la erosión, debido a lo cual, tenemos reducción de la cuenca por el aporte de todos estos sedimentos que se han depositado en el fondo, producto de la gran deforestación, erosión severa y desecación de nuestro cuerpo de agua”.

Denunció que “tenemos también la presencia de aguas negras provenientes de nuestras islas y la mayor contaminación viene del municipio de Pátzcuaro, obviamente tenemos presencia de agroquímicos, fertilizantes y la maleza acuática. Todo esto nos pone en una situación complicada, ya que además, como municipio no tenemos mucha injerencia por ser aguas nacionales y debemos solicitar intervención para que nos ayuden en acciones para mitigar la situación por la que atraviesa nuestro lago”.

Y como representante de los patzcuarenses preocupados, dijo que “requerimos una reforestación masiva, donde se pueda incluir a los 4 municipios que confluyen a esta cuenca, así como una repoblación con especies nativas porque se han puesto en nuestro lago de otro tipo y han contribuido a que el Pez Blanco y la Cúrcuma estén en peligro de extinción, afortunadamente tenemos reproducción fuera del lago”.

Precisó que las especies no pueden sobrevivir a estas condiciones, de tal manera que “debemos hacer un saneamiento ambiental y que las plantas de tratamiento de aguas sean con tecnología actual, ya que 2 municipios tienen las suyas inoperantes”.

Seguidamente, confió en que la nueva legislación de islas también considere ajustes y apoyos en transporte, suministros energéticos y fomento a la inversión, “porque sabemos que siempre los costos son mayores para lograr que los insumos lleguen a una isla, pero también es necesario considerar la parte social para tener un beneficio común, ya que si bien necesitamos el fortalecimiento de la economía de las islas, en Pátzcuaro somos diferentes en perspectiva cultural y celosos de nuestra historia y tradiciones”.

El alcalde también aprovechó este escenario para recordar que el Centro Histórico de la Ciudad de Pátzcuaro fue declarado Zona Federal de Monumentos, en el año 1990 y “hoy veríamos muy conveniente ser apoyamos para que México presente a la UNESCO un expediente propuesta, a fin de que sea inscrito en la Lista de Patrimonio Mundial, que con el conjunto de sus islas, así como con una legislación acorde, se pueda dar a conocer al mundo esta riqueza entre el patrimonio cultural edificado, el natural y el intangible de sus ocupantes ancestros, como pilotos para lograr recursos para su conservación y desarrollo sustentable”.